Inicio >

La iluminación del restaurante influye en nuestra alimentación

Cómo la iluminación influye en nuestra alimentación en los restaurantes

 

Cenar en restaurantes con poca luz nos hace comer más despacio y menos cantidad que hacerlo en restaurantes con una iluminación mayor, pero además, también puede influir en si lo hacemos de forma saludable o no.

 

Los resultados de una investigación en el Journal of Marketing Research reconoce que en restaurantes con una mayor cantidad de iluminación, los clientes son aproximadamente un 16-24% más propensos a pedir alimentos saludables que aquellos que se encuentran con menos luz. Además, los investigadores encontraron pruebas de que este efecto se debe principalmente al nivel de alerta de los comensales. “Nos sentimos más alerta en interiores iluminados y por lo tanto tendemos a ser más saludables, tomamos decisiones con visión de futuro”, explica su autor principal Dipayan Biswas, investigador de la Universidad de Florida del Sur.

En dicho estudio, los investigadores encuestaron a 160 clientes en cuatro restaurantes de una misma cadena. La mitad de los clientes que estaban sentados en las salas más brillantes, eran más propensos a elegir opciones más saludables (como el pescado a la parrilla / horneado, verduras o carne blanca) sobre los alimentos relativamente menos saludables (como los alimentos fritos o el tomar postre). Por otra parte, el registros de los pedidos en habitaciones menos iluminadas mostraron que un 39% de los que están en habitaciones con poca luz pidieron alimentos con más calorías. Además, se realizaron otros cuatro estudios de laboratorio adicionales que implicaban a 700 estudiantes universitarios, obteniendo los mismos resultados.

Dentro del estudios también se analizó que el estado de alerta de los comensales se incrementa con el uso de estimulantes como la cafeína, lo que les hace estar más despejados y alerta. Observaron que cuando los que están en habitaciones con poca luz tomaban café, tenía la misma probabilidad de tomar alimentos saludables similares al de las habitaciones luminosas. A partir de esto, los investigadores han llegado al resultado que la principal razón por la que tomamos decisiones más saludables en espacios bien iluminados se debe a que nos sentimos más despiertos, más alerta.

La iluminación se utiliza para crear un ambiente y mejorar la experiencia de comer, por lo que muchos restaurantes suelen usar luces tenues. “La iluminación tenue, no es del todo malo”, dice el co-autor Brian Wansink, investigador en la Universidad de Cornell y Director del Laboratorio de Alimentos y Marcas y autor de libros sobre alimentación y nutrición, “pese a pedir alimentos menos saludables, en realidad terminamos comiendo más despacio, comemos menos cantidad y disfrutando de la comida más “. Así que, según el doctor Wansink, lo mejor que podemos hacer es intentar estar alerta para evitar comer más de la cuenta, por ejemplo “comer a oscuras”, ya que así seremos más conscientes de nuestros sentimientos y tomaremos decisiones más conscientes.

Esperamos que os haya gustado el artículo, os esperamos como siempre en Twitter, Facebook y Youtube en la que intentaremos seguir compartiendo información interesante sobre el mundo de la iluminación.

 

Gracias y ¡hasta la próxima!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *